Make your own free website on Tripod.com

Planteamiento del problema

 

           

La boca se encuentra en el tramo inicial del aparato digestivo, en la cabeza y adopta una forma oval. Está limita en la parte superior por el paladar y en la parte inferior por la lengua y la base bucal, a los lados por dientes, encías y mejillas.

La boca es una parte muy importante del aparato digestivo debido a que en ella se inicia la ingestión y digestión de nutrimentos, además de que la lengua y los dientes ayudan para enunciar el lenguaje.

            Los componentes de la boca son: la lengua, que es un músculo grueso que presenta granulaciones y surcos, en ésta se encuentran las papilas gustativas que son las que nos permiten percibir los cuatro sabores de lo que ingerimos, pero para que se puedan saborear los alimentos estos tienen que ser solubles en una enzima llamada saliva; otro de los elementos de la boca son las piezas dentales que son las que nos permiten articular el leguaje y también nos ayudan a cortar y triturar la comida para poder ingerirla; el paladar es el límite que existe en la parte superior de la boca y evita que los alimentos pasen a los conductos respiratorios; la úvula es un cuerpo carnoso que cuelga del paladar blando, también es conocida como campanilla; y por último la encía que es un conjunto de tejidos epiteliales que recubre la apófisis de los maxilares y recubre el cuello de las piezas dentales.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

En la boca se pueden presentar enfermedades de muy diversos tipos, las más comunes son la caries, erosión de los dientes, quistes bucales y enfermedades periodontales en las cuales se encuentra la gingivitis y la periodontitis.

 

            La gingivitis es la enfermedad que también es conocida como encías sangrantes, y si vemos el significado etimológico de esta palabra podemos ver que esta enfermedad consiste en la inflamación de las encías.

 

            La gingivitis es una enfermedad provocada debido a la acumulación de placa bacteriana alrededor del cuello de los dientes, y ésta enfermedad se presenta normalmente en adultos, aunque recientemente se está presentando más en los adolescentes.

 

            Este padecimiento no se debe dejar evolucionar a la periodontitis, ya que esto puede ocasionar que las bases de las piezas dentales se vayan destruyendo periódicamente hasta hacer que se aflojen y consecutivamente se pierda el diente afectado, lo cual puede ocasionar muchos problemas para los jóvenes en su alimentación y salud, debido a esto es importante investigar las razones por las cuales este mal está afectándolos.

            El primer estado de la enfermedad de encías, conocido como gingivitis, normalmente puede ser detenido antes de que cause una destrucción significante de los tejidos suaves o de hueso. El dentista de práctica general puede tratar la mayoría de los casos de gingivitis con una combinación de limpiezas e instrucción en higiene bucal dentro y fuera del consultorio.

            Es muy importante detectar cuando se tiene esta enfermedad y acudir al odontólogo inmediatamente, ya que ésta todavía se encuentra en una etapa reversible a diferencia de la evolución de la enfermedad, la periodontitis, que es un padecimiento no reversible.

 

            La aparición de una enfermedad que normalmente era únicamente padecida por los adultos y que ahora se está presentando en jóvenes nos hace cuestionarnos distintas cosas: ¿Cuáles son los hábitos de higiene bucal de los jóvenes?, ¿Si estos hábitos se realizan de manera correcta?, ¿cada cuánto visitan las personas a su odontólogo?, ¿Cuáles son los hábitos alimenticios?, ¿Qué tipos de alimentos consumen, si se tiene una dieta balanceada con alimentes naturales o si consumen bastante comida chatarra?.

 

 

 

 

Pagina principal